jueves, 25 de noviembre de 2010

Amor en Color...


Desierto mi cuerpo
grita en silencio tu aliento.

Anhela tus brazos, tus manos…
…desea ser lienzo de suaves caricias.

Galopa en tus sueños teñido de blanco,
…teñido de negro.

Pasión atrapada, perdida, rendida…
Pasión desmedida.

Amor…

Deshazme en deseos.
Cubre mi esencia.
Destapa otra vez...
…mi más pura inocencia.

Dibújame hoy…
la más bella de las obras de arte.

Hazme el amor en color.
Píntame…

…¡en rojo pasión!

2 comentarios:

  1. Al leer esta entrada tan bella inevitablemente mi memoria me ha trasladado varios años atrás, cuando ciertos poemas eran cabecera de cama y algo más que la almohada como compañía.
    Con tu permiso, comparto contigo uno de ellos:

    La Fuente Perdurable

    Se estremeció al contacto de las manos
    y ofrecía su cuerpo al alfarero
    que ella siempre anheló: primero el rostro
    después el talle luego las rodillas.

    ¡Oh sí! Mujer de barro que se vuelve
    cántaro de aguamiel vasija húmeda
    copa de vino para los desmayos
    maceta de albahaca taza honda

    cáliz de olor jofaina regalada
    pila bajo la fuente perdurable
    lamparilla de aceite que alumbrara

    noches sin sueño y páginas de un libro
    que está por escribir. ¡Oh sí; ser barro!
    Barro que ha descubierto a su alfarero.

    José Agustín Goytisolo

    Espero que te guste, creo sinceramente q no te dejará indiferente.
    Mil besos

    ResponderEliminar
  2. ¡Oh sí; ser barro!
    Quién fuera barro.

    Me gustó !!!
    Mil besos...

    ResponderEliminar