domingo, 6 de noviembre de 2011

A veces...


A veces tú…
A veces yo…
A veces la vida.
Y a veces los dos.
A veces el recuerdo.
A veces la melancolía.
A veces tu beso.
Y a veces el mío.
A veces te quiero.
A veces te extraño.
Y a veces…
¡me haces tanta falta!

A veces tú.
A veces yo.

Te sigo pensando.

                                            



(4 de noviembre del 2011)

sábado, 5 de noviembre de 2011

Tiempo verbal...

Déjame conjugar tus labios…

(26 octubre 2011)

Léeme...


Abrazada al silencio de tus palabras,
donde cada sílaba hace pausa en mi garganta
y el suspiro se evapora al pronunciar
la última letra de cada una de ellas.
En mi boca aún quedan restos del verbo amado,
de tu nombre tatuado en el vértice de mis labios,
del gemido elevado a la máxima potencia.
En mi boca se respiran infinitas lunas llenas.
Y el recuerdo de cada una de ellas
es como un libro impreso en mi cuerpo,
en la piel de los deseos…

Detente en cada una de sus páginas, amor.
Lee lo que hay escrito.
¡Léeme! 




22 de octubre del 2011

Desnudándose el verbo...



DESEAR
QUERER
SOÑAR
IMAGINAR
ANHELAR
SENTIR
DESCUBRIR
INSINUAR
MIRAR
SEDUCIR
TOCAR
ABRAZAR
BESAR
SABOREAR
REPETIR
SUSURRAR
ACARICIAR
DESCENDER
EXPLORAR
DESNUDAR
ROZAR
MOLDEAR
DESCUBRIR
LAMER
RELAMER
MORDER
DEVORAR
EXCITAR
INSPIRAR
EXPIRAR
EXTREMECER
GOZAR
ANSIAR
PERMITIR
SEGUIR
AVANZAR
ABRASAR
PROVOCAR
PROLONGAR
SUCEDER
ENHEBRAR
TEMBLAR
AGITAR
RESPIRAR
CABALGAR
ASCENDER
VOLAR
VIBRAR
GEMIR
RETENER
ATRAPAR
EXPLOTAR
RENACER
EXHALAR
DESCENDER
ACALLAR
SONREÍR
ABRIGAR
COBIJAR
TENER
VIVIR
AMAR
Y… VOLVER

Y TÚ
Y YO

Y EL VERBO
EN TU SER,
EN TU PIEL.
Y TÚ,
EN MÍ.


Desnudándose el verbo en tu piel, amor.
¡Desnudándose  sin fin!





17 de octubre del 2011.