lunes, 4 de marzo de 2013

No te detengas...


No te detengas…


El tiempo era todo lo que me quedaba.

Y todo lo que me quedaba ni siquiera me pertenecía.

Era mi vida lo que yo sí tenía.
Era mi vida lo que yo más quería.
Y era el tiempo lo que yo más necesitaba.

Pero un día el reloj se paró.

No me gusta el silencio cuando calla…



_____


No te detengas. No dejes nunca vencerte por el miedo. Deja que sea el silencio quien hable (incluso por ti) y sigue, por favor sigue, y no te detengas. No hay camino más ágil que el que tu fuerza consiga hacerte avanzar. Sé fuerte y tenaz, y no pierdas ni un segundo más. Dale cuerda a tu reloj… aún queda camino por recorrer.
Una vez más; el tiempo no se detiene…




(No te detengas, 2013)


No hay comentarios:

Publicar un comentario