lunes, 1 de diciembre de 2014

Alta marea...


Como en un afán del todo
y de la nada.
Como una ola castigada
que no es ola ni es nada.
Con la duda de un mar envejecido
por la ausencia del viento
bajo un cielo encubierto,
y con un silencio que mortifica;
la tormenta (ya) asoma,
y todo vuelve a rugir.
la vida no cesa.




(Alta marea, 2014)



No hay comentarios:

Publicar un comentario